7 tipos de apuestas deportivas que todo apostador debe conocer

Estos son probablemente los 7 tipos de apuestas deportivas que deberías intentar al menos una vez en la vida

1. Apuestas simples (o mano a mano)

Las apuestas simples o mano a mano son la forma más tradicional de apostar. En este tipo de apuesta, básicamente estas apostando sobre el resultado: una victoria, una derrota, o, en el caso del fútbol, un empate.

¿Cómo funcionan las apuestas Simples?

Por ejemplo:

Están jugando el Real Madrid contra el Atlético de Madrid. El corredor de apuestas ofrecerá una cuota para una victoria de cada uno de los lados y también en caso de empate. Cuando haces una apuesta sobre una victoria del Real Madrid, si ganan el partido, ganas la apuesta. Pero si empatan o pierden, pierdes la apuesta.

La mayoría de los deportes solo ofrece dos posibles resultados. En deportes como el tenis o el baloncesto, haces la apuesta para que uno de los dos gane la partida. Si el FC Barcelona Lassa de baloncesto se enfrenta al Real Madrid, puedes apostar por una victoria del Barcelona o una del Madrid, ya que el empate ya no es una opción válida.

Si nunca has apostado antes quizás debas empezar por este tipo de apuestas. Con el Bono de BWIN podrás hacerlo sin arriesgar tu pasta hasta que desarrolles tu sistema de apuestas.

Como te puedes imaginar, la popularidad de este formato se debe a que es, sobre todo, un formato muy simple. Es fácil y una forma muy conocida y común de apostar. Por lo tanto, es el punto de partida perfecto para aquellos que quieren empezar a apostar.


2. Apuestas tipo Over/Under (Más/Menos)

Otro formato que se está volviendo cada vez más popular son las apuestas tipo Over/Under. Este tipo de apuestas está asociado normalmente al resultado durante un partido.

¿Cómo funcionan las apuestas Over/Under?

Utilicemos el fútbol como ejemplo.

Se está jugando el derbi sevillano entre el Real Betis Balompié y el Sevilla FC. Los corredores de apuestas ofrecen cuotas sobre si el partido terminará con un total de 2.5 goles (3 goles o más en el partido) o si terminará con menos de un total de 2.5 goles (2 goles o menos marcados durante el partido). Así que, si haces una apuesta a que el partido terminará con más de 2.5 goles, y termina con tres o más, has ganado. Si no, mala suerte, has perdido la apuesta.

¿En qué deportes se pueden hacer apuestas Over/Under?
Este tipo de apuesta se puede aplicar a la mayoría de deportes. Puedes apostar sobre el número de puntos en un partido de baloncesto, el número de goles en un partido de balonmano, y los puntos en un partido de rugby. Hasta puedes apostar sobre cuántos juegos tendrá un partido de tenis (¿lo veis claro ya? Pues prueba con el Bono de Bet365, quizás haya suerte y esto sea lo tuyo!)

En los últimos años, han incrementado los tipos de apuestas Over/Under. Ahora se puede apostar también sobre el número de saques de esquina en un partido o incluso el número de tarjetas amarillas. Este aumento de opciones por las cuales puedes apostar se ha visto en todos los deportes.

Por ejemplo, ahora se puede apostar sobre la cantidad de ases que tendrá un partido de tenis o cuantos tiros libres tendrá un partido de baloncesto.

No hay ninguna duda de que las apuestas Over/Under se están convirtiendo en una de las formas más frecuentes de apostar en los últimos años y una de las formas en la cual apostantes semi-profesionales o profesionales se especializan.


3. Apuestas con Hándicap

Otra forma cada vez más popular son las apuestas con hándicap. Quizás te suena por otro nombre:
hándicap asiático, apuestas en línea, ‘spread betting’, o apuestas por puntos.

¿Cómo funcionan las apuestas con hándicap?

Da igual como lo llames, el concepto es simple: apostar a una variedad de resultados en lugar de a un resultado concreto, por lo que se gana por aproximación

Un ejemplo:

El fútbol americano es el ejemplo más famoso de este tipo de apuestas. Cada vez más apostantes están apostando en los hándicaps del futbol americano, tanto la NFL o como la NCAA, la liga universitaria.

Así es como funciona. Digamos que esta semana juegan los New York Giants y los New England Patriots, un partido entre equipos de un Super Bowls reciente. Las casas de apuestas tienen a los New England Patriots como favoritos de 3.5 puntos.

¿Qué significa esto?

Significa que si haces una apuesta en una victoria de los Patriots, tienen que ganar por más de 4 puntos para que ganes tu apuesta. Si apuestas por los Giants, ganarás la apuesta si ganan los Giants o si pierden por menos de tres puntos.

Normalmente, las cuotas se verán escritas de esta forma:

New England patriots +3.5 contra New York Giants -3.5

Al principio puede parecer un poco confuso, pero en verdad es bastante simple cuando te acostumbras. Si haces una apuesta para una victoria de los Patriots, tienes que sumar +3.5 al resultado final de los Giants. Si todavía hubieran ganado, has ganado la apuesta.

Por otra parta, si apostate en una victoria de los Giants, restas -3.5 a su resultado final. Si después de restar 3.5 del resultado final y el resultado sigue a favor de los Giants habrás ganado la apuesta.

Si el futbol americano no es lo tuyo, no te preocupes. Cada vez más, otros deportes también están incorporando las apuestas hándicap, baloncesto, rugby, tenis y, por supuesto, también el fútbol.


4. Apuestas Hándicap Asiático

Las apuestas hándicap no solo son populares en el fútbol americano sino también con el baloncesto, rugby, beisbol, hockey sobre hielo y el fútbol. En estos casos, normalmente se conoce como apuestas con hándicap asiático.
Vamos a ver el diferente tipo de hándicap asiático en el mundo del fútbol.

El hándicap +0.5 o -0.5

Equipo A (-0.5) contra Equipo B (+0.5)

El equipo A en este caso es el favorito para ganar, reflejado en la ventaja de +0.5 que tiene sobre el Equipo B. Ese +0.5 significa que el Equipo B le regalas medio gol más al final del partido.

Por lo tanto, si el partido termina en empate, el equipo B ganara porque se le suma ese medio gol más que el Equipo A.

Si apuestas tu dinero en el equipo B, sacas beneficio de dos posibilidades: una victoria B o en caso de empate. Otra forma de expresar lo mismo, ganas tu apuesta si el Equipo A no gana.

El hándicap 0

Cuando es probable que tu equipo empate, el hándicap 0 significa que si tu equipo gana, tu ganas, pero si empata te devuelven el dinero. Las apuestas hándicap asiático se crearon para eliminar el empate como una de las posibles opciones, y por lo tanto, si termina en empate, te devuelven el dinero.

El hándicap 1

Este hándicap funciona igual que el hándicap 0.5 pero con un gol entero de ventaja. En este caso, el Equipo A seria aun más favorito, con un hándicap de -1.

Si haces una apuesta en el equipo B, el equipo A tiene que ganar por 2 goles o más para que tu pierdas tu apuesta. Acuérdate que una victoria por 1-0 del Equipo A para ti seria un empate, ya que te devuelven el dinero porque la victoria hubiera sido solo por un gol.

Cuando apuestas por el Equipo B (+1), los posibles resultados son los siguientes:

Victoria del equipo B -> Ganas la apuesta
Empate del Equipo B -> Ganas la apuesta (gracias al +1 gol de ventaja)
Equipo B pierde por un gol -> Te devuelven el dinero
Equipo B pierde por más de un gol -> Pierdes la apuesta

Hándicap 1.5

Otra vez, si haces una apuesta por el Equipo B (+1.5), estas son las posibilidades:

Victoria del equipo B -> Ganas la apuesta
Empate del Equipo B -> Ganas la apuesta (gracias al +1.5 gol de ventaja)
Equipo B pierde por un gol -> Ganas la apuesta
Equipo B pierde por dos goles o más -> Pierdes la apuesta


5. Apuestas hándicap asiático divididas (Split bets) Quarter Asian bets

Comparado con otros deportes, el futbol es un deporte de baja puntuación, ya que los goles son relativamente poco probables. Así que las casas de apuestas no tardaron en encontrar otros hándicaps para poder apostar. Así nacieron las apuestas hándicap asiático divididas o Quarter Asians.

Si apuestas con estos hándicaps, tu apuesta inicial se divide en dos por partes iguales, repartidas en esos dos hándicaps asiáticos.

Las apuestas se expresarán así:

Equipo B +0 y +0.5

En este ejemplo, la mitad de tu apuesta deportiva esta en +0 y la otra mitad en +0.5. Así que tu retorno seria el siguiente:

Victoria del Equipo B -> Ganas toda la apuesta
Equipo B empata -> Te devuelven el dinero de la mitad de tu apuesta (+0) y la otra parte (+0.5) ganas la apuesta

Así que, en caso de empate, solo ganas la mitad de lo que hubieras ganado si el Equipo B hubiese ganado el partido.

Equipo B pierde->- Pierdes toda la apuesta
Muchas veces, el sistema de apuestas de +0/+0.5 se conoce como apuesta de cuartos (+.25), ya que se encuentra en el punto medio de ambos valores. Por eso, también se conocen como apuestas de cuartos asiáticos.

También hay otra variante, cuando el equipo B tiene como opción -0.25 (-0 y -0.5). En ese caso, las posibilidades son las siguientes:

Equipo B gana-> gana toda tu apuesta
Equipo B empata->- pierdes la mitad de tu apuesta
Equipo B pierde ->- pierdes toda tu apuesta

Como puedes comprobar, hay cierta complejidad en cada apuesta ya que se divide por partes. Pero, como consecuencia, es una forma de apostar muy emocionante y con mucha intriga.


6. Apuestas Live (durante el partido o In-play bets)

Gracias al internet, se puede apostar sobre acciones durante los partidos y durante ciertas jugadas. Aunque esta forma de apostar aún no tiene tanto éxito a nivel global, ha ido creciendo estos últimos años. En el Reino Unido, hasta hay apostantes profesionales que hacen este tipo de apuestas a jornada completa, un poco como los corredores de bolsa.

¿Cómo funcionan las apuestas ‘in-play’?

Los traders apostarán dentro y fuera del mercado mientras un partido se esté jugando. Muchos estudiaran las tendencias de equipos en particular para averiguar cuando durante el partido es el mejor momento para apostar y cuando apostar sobre su contrincante.

Cuando van llegando los goles y los puntos, las cuotas irán cambiando. Normalmente, las apuestas se suspenden y quedan aparte cuando un equipo consigue marcar. Y después, cuando se reanuda el partido, las apuestas también se reactivan y los traders cambian de postura, intentando siempre mantener el máximo de beneficio posible según el acontecimiento.

¿Dónde se pueden hacer apuestas in-play?

La mayoría de las casas de apuestas ofrecen cuotas durante los partidos en varios deportes, sobretodo fútbol y tenis, los deportes más populares para este tipo de apuesta.

Cosas a tener en cuenta antes de empezar con apuestas in-play

Este tipo de apostar no es nada fácil de dominar, y no se recomienda para los que están empezando. Requiere mucha experiencia en esos mercados concretos para tener éxito a largo plazo. Pero si tienes un conocimiento profundo sobre un deporte en particular puede sacar muchos beneficios.

Para empezar en esta disciplina, es mejor empezar con cantidades pequeñas. Aunque tengas experiencia apostando, es mejor empezar con precaución.

También ten presente que apuestas in-play puede sonar como si estuvieses haciendo las apuestas en tiempo real, pero la verdad es que algunas retransmisiones van con unos segundos de retraso. Evidentemente, esto significa que alguien que está en el partido como espectador parte con una gran ventaja ya que ven lo que sucede antes que tú. Por ejemplo, alguien que está viendo una carrera de caballos puede ver como el favorito se queda atrás y puede ajustar sus apuestas antes de que tú lo veas por televisión. Así que mejor tener esto en cuenta.

Por último, un error común que hacen los principiantes es olvidarse de retirar su apuesta. Si nadie coincide con tu apuesta, retírala inmediatamente. Dejar una apuesta inigualable sobre la mesa puede suponer dinero fácil para alguien ya que el mercado se mueve rápido, y tu apuesta se quedó en el aire.

Las apuestas in-play son un formato nuevo y apasionante para apostar. Si tienes buen ojo, y mucha experiencia, es una muy buena manera para sacar beneficios de forma constante y frecuente.


7. Apuestas deportivas combinadas

Tienen varios nombres: apuestas combinadas, apuestas múltiples, multi-apuestas. Da igual como lo llames, muchos apostantes se sienten cómodos con esta forma de apostar. Especialmente aquellos apostantes que quieren que el fin de semana sea un poquito más interesante.

¿Qué es una apuesta combinada?

Básicamente una apuesta combinada consiste en apostar por dos o tres pronósticos a la vez. El número de pronósticos que te dejan hacer depende del corredor de apuestas ya que ponen límites en el número de pronósticos que puedes incluir y también la cantidad en total de cada apuesta. Una apuesta combinada con dos pronósticos se llama un doble mientras los de 3, un triple.

¿Cómo se calculan las cuotas de una apuesta deportiva combinada o multi-apuesta?

De hecho, es bastante fácil. La cuota de cada apuesta se multiplica por el próximo pronóstico. Así que si tienes un doble donde la primera cuota es de 2.00 y la segunda de 1.50, la cuota en total que recibirás será 2.00 multiplicado por 1.50, que iguala 3.00 en total.

Considera el siguiente ejemplo:

Has apostado sobre los resultados en cuatro partidos de La Liga. Has apostado por una victoria del FC Barcelona con una cuota de 1.75, una victoria del Real Madrid con una cuota de 1.90, el Atlético de Madrid con una cuota de 2.20, y un empate entre el Valencia y el Sevilla con una cuota de 3.40.

¿Cuál es la cuota que recibirás en total para esta apuesta combinada de 4 pronósticos?

Fácil. 1.75 x 1.90 x 2.20 x 3.40

¿Tu cuota? 24.87.
Buen precio.

Un aviso y precaución sobre las apuestas combinadas. Mientras que estas apuestas prometen buenas cuotas, deberías tratarlas con precaución.

¿Por qué?

Porque con cada pronóstico que le añadas a tu apuesta combinada, estarás multiplicando el valor de esas cuotas. Si has encontrado el verdadero valor en cada apuesta, se multiplicará con cada pronóstico, pero si tus pronósticos no son de valor, mejor no apostar, porque tus perdidas también se multiplican.

Así que mejor hacer apuestas combinadas con cuidado. Si has encontrado una cuota de valor genuino, por supuesto que es una gran opción para sacar aún más beneficios.